martes, 6 de junio de 2017

SÍMBOLOS RELIGIOSOS: ZARZA ARDIENTE


Moisés era un pastor que cuidaba de sus ovejas en el Monte Horeb. Un día se encontró con una zarza que estuvo ardiendo varias horas y no se consumía. Se acercó para ver por qué sucedía esto y escuchó una voz que le decía que se descalzara ya que ese suelo era tierra sagrada. Desde la zarza, Dios le indicó que su nombre era Yahvé.

El símbolo que encierra la zarza es el verdadero nombre de Dios "Yo soy el que soy". Esta frase es la misma que responde Jesús, en el Monte de los Olivos cuando un soldado romano le pregunta: "¿Y tú quién eres?"

La zarza la encontramos en muchas pinturas religiosas como símbolo de la presencia de Dios.

SÍMBOLOS RELIGIOSOS: ARCA DE LA ALIANZA


Recordemos que una alianza es un trato o un pacto.

Dios, a lo largo de la historia, ha realizado alianzas con las personas. Por ejemplo en la Creación o en la salvación de Noé y su familia. También hizo una con Moisés.

Moisés es uno de los mayores profetas hebreos. Por medio de él, Dios realizó diferentes prodigios como las plagas o la separación de las aguas en el Mar Rojo, para que los israelitas pudieran cruzar, ya que estaban siendo perseguidos por los egipcios. Cuando llegaron al Monte Sinaí, Dios le entrega a Moisés Diez Mandamientos o normas por las que se tenían que regir. Estos Mandamientos fueron grabados en las Tablas de la Ley. Dichos paneles se guardaron en un arca llamada Arca de la Alianza que poseía un poder especial, pues los israelitas las utilizaron contra sus enemigos y ganaron numerosas batallas. El Arca fue depositada en el Templo de Salomón y permaneció alli hasta el saqueo de Jerusalén.

El Arca de la Alianza era una especie de cofre. Estaba hecha de madera de acacia, revestida por dentro y por fuera con el oro más puro y tenía a su alrededor una moldura o reborde de oro. Para transportarla tenía en las cuatro esquinas, probablemente en el borde superior, cuatro anillas doradas, a través de las cuales se pasaban dos varales de madera de acacia revestidos de oro, los cuales debían permanecer siempre en las anillas, aun cuando el Arca fuese colocada en el Templo de Salomón. La tapa del Arca, llamada “propiciatorio”, era también del oro más puro .

Sobre el propiciatorio se colocaron dos querubines de oro macizo, uno de cara al otro, con las alas extendidas de modo que cubrieran ambos lados del mismo.

lunes, 22 de mayo de 2017

SÍMBOLOS RELIGIOSOS: AGUA DEL DILUVIO UNIVERSAL


Muchos pueblos han dejado constancia de la existencia de una gran inundación, jamás vista, que supuso una tremenda catástrofe. La Biblia nos cuenta que esta lluvia duró 40 días y el agua anegó toda la tierra. De este diluvio solamente se salvó Noé y su familia, gracias a que construyeron un arca por mandato de Dios. Noé estuvo navegando durante 150 días hasta que el agua remitió y pudo establecerse sobre la tierra.
El agua es símbolo de purificación ante una ofensa cometida por los humanos a Dios.

SÍMBOLOS RELIGIOSOS: LA MANZANA


La manzana simboliza la elección que hacen Adán y Eva para seguir su propio criterio que era contrario al de Dios. Pero esta acción tiene sus consecuencias que fueron la expulsión del Paraíso. A partir de ese momento comenzó la vida tal y como la tenemos ahora, con sus sufrimientos, trabajo, enfermedades y muerte.

domingo, 14 de mayo de 2017

PASTORCITOS DE FÁTIMA

En Fátima, Portugal, la Virgen María se apareció a tres pastorcillos. Se llamaban Jacinta, Francisco y Lucía.

Jacinta (1910-1920) era una niña simpática que le gustaba jugar y bailar, aunque en los juegos quería que todos hicieran su voluntad. Sin embargo, después de que se le apareciera la Virgen, cambió y se convirtió en una persona humilde y generosa. Le encantaba mirar las imágenes de Jesús clavado en la cruz y entonces decía que no quería hacer nada que estuviera mal porque Jesús sufría mucho con ello.


A Francisco (1908-1919) le gustaba mucho la música y tenía un carácter tranquilo. Jugaba con otros niños y no se contrariaba, al revés, se adaptaba bien a la voluntad de los demás. Prefería rezar solo y pensaba que Dios estaría triste por los males que hacían las personas. Él quería consolarlo y pasaba mucho tiempo en la iglesia delante del Santísimo.
Enfermó de "gripe española" y, aunque sufrió mucho, no se quejaba.

JACINTA Y FRANCISCO FUERON CANONIZADOS POR EL PAPA FRANCISCO EL DÍA 13 DE MAYO DE 2017 EN FÁTIMA.


Lucía (1907-2005) se encargaba de cuidar ovejas y, habitualmente le acompañaban sus primos Jacinta y Francisco. De mayor estuvo en varios conventos y en el año 1948 se hizo monja de clausura en el Carmelo de Santa Teresa de Coimbra,
Una de las pocas veces que salió de allí fue para entrevistarse con el Papa Juan Pablo II y contarle el tercer misterio que le reveló la Virgen, era el atentado contra él.
La Virgen le dijo a Lucía que ella viviría por más tiempo para propagar sus mensajes.
Estuvo pressente en la beatificación de sus primos en el año 2000.

lunes, 8 de mayo de 2017

INMACULADO CORAZÓN DE MARÍA

La devoción al Inmaculado Corazón de María es el culto litúrgico más reciente reconocido por la Iglesia católica. Se refiere a que la Virgen María es el único ser humano libre de pecado desde el mismo instante de su concepción.
A comienzos del siglo XX, cuando la Virgen se aparece en Fátima a los tres pastorcitos, les pide que se consagre el mundo a su Inmaculado Corazón para evitar catástrofes y desgracias. El papa Pío XII cumplió esta petición en el año 1942.
El Inmaculado Corazón se simboliza con un corazón coronado por una llama y rodeado en su parte central por una corona de rosas. El corazón representa al amor maternal de María. La llama se refiere al Espíritu Santo y las rosas son los gozos y los sufrimientos de la Virgen. Los gozos son los privilegios que Dios le concedió y los sufrimientos simbolizan la Pasión de Jesús.

domingo, 7 de mayo de 2017

CORONA DE LA VIRGEN

Según la tradición, la corona de la Virgen María es el premio y el honor a los actos de su vida. En cada pueblo o ciudad se representa de una forma diferente, pero siempre parecida a la de los reyes o nobles.
En el siglo XV, un monje franciscano tuvo una visión en la que observaba que, en cada oración a María, los ángeles iban tejiendo una corona de rosas que remataba con un lirio blanco, símbolo de la pureza virginal mariana.
El libro del Apocalipsis nos indica que la corona de María tiene 12 estrellas. Las siete primeras simbolizan las alegrías de su vida: la Anunciación, la Visitación, el nacimiento de Jesús, la Adoración de los Reyes Magos, la presentación en el Templo de Jerusalén, la Resurrección de Jesús y la Asunción. Las tres estrellas siguientes son los atributos de María: Madre de Dios, su inmaculada concepción y la perpetua virginidad. Las dos últimas son los títulos primigenios que se le adjudicaron: Reina del Universo y Madre de todos los hombres.